viernes, 1 de febrero de 2008

Ed Brubaker habla a cerca del futuro de la Patrulla-X

WIZARD: Complejo de Mesías ha finalizado, y de un primer vistazo podemos ver que ya no habrá más X-Men. Este estado es discutible, ¿pero era el objetivo principal para ti y para el resto de escritores hacer volar las cosas?

BRUBAKER: No exactamente. Sabíamos que la idea básica del libro era que al final se reunieran todos los equipos, que lucharan con la mayoría de villanos que fuera posible, que todos los capítulos fueran a cerca de la caza y la lucha de las diferentes facciones, y lo que queríamos realmente es que la gente se olvidase de que se trataba de cuatro libros diferentes. Y todo esto se debe al final de Complejo de Mesías. X-Force tendrá su propio comic, X-Men: Legado irá sobre el Profesor X, que llevará uno de los hilos de la historia, y después tienes Patrulla-X, donde todos se preguntan qué van a hacer. La Mansión está destruida, el Profesor X se ha ido, y Cíclope dice que no hay más X-Men. Es como… bueno, todos sabemos que va a haber un grupo-X, pero de momento todos van como nómadas, y Cíclope tiene un plan secreto. Esa es mi idea.

WIZARD: La línea que se siguió en la última parte del crossover fue que el Profesor X se refería a Cíclope como una especie de líder de todos los mutantes porque lideraba los X-Men. ¿Se ha terminado ya este papel de liderar toda una raza?

BRUBAKER: Él aún está pensando qué serán sus X-Men. Siempre ha sido el plan de Charles, el sueño de Charles y el objetivo de Charles. Ahora es: “¿Qué puedo hacer yo diferente? ¿Qué pasaría si fuera yo?” Aquí es donde estamos realmente con él. Los cinco números del arco de Mike Choi que estoy haciendo lo van a llevar a un punto donde va a tratar de hacer un futuro diferente de lo que hubiera hecho el Profesor X, porque claramente a su manera no funcionaban las cosas, y constantemente eran bombardeados. Por lo que en vez de ocultarse y tratar de hacer un mundo seguro para los mutantes, o intentar apaciguar a los humanos y convivir juntos, van a tomar algunas decisiones primordiales, así como cambiar la forma en la que los X-Men, y los mutantes en general, son vistos.

WIZARD: Cíclope es un miembro que ha permanecido muchos años en el equipo…

BRUBAKER: Es como el Capitán América de los X-Men. Si lo miras de esa manera, es el líder de los X-Men desde el número 1. Es el único hombre-X que ha estado constantemente en el equipo excepto por el pequeño periodo de tiempo en el que se marchó y fue sustituido por Tormenta como líder. Ha estado constantemente en los comics-X. Ángel, Bobby y Bestia van y vienen, pero Cíclope es eterno.

WIZARD: Pero siempre ha sido apartado para ser el chico en segundo plano tras Xavier o Lobezno o cualquier otro, pero en los últimos años, a falta de un mejor término, ha cogido un carácter más “activo”. Si miras lo que Joss ha hecho con él en Astonishing y cómo es manejado en otros títulos, se encuentra en camino de ponerse a la vanguardia de todos. ¿Alguna vez has pensado que Joss le ha dado un empujón hacia delante o por el contrario, es una extensión natural de su carácter?

BRUBAKER: Un poco ambas cosas. Esta era una de las cosas donde si queríamos avanzar e intentar algo diferente para el explorar su carácter, teníamos que ir en esa dirección en vez de retroceder, discutiendo con Xavier por todo. Cuando estábamos escribiendo Complejo de Mesías, Scott era claramente el general de un ejército de héroes mutantes. Así era como salió. Pensando cómo saldría después de todo, tuvo que jugar desde su propio ángulo. Pero adoro lo que Joss ha hecho con él en Astonishing, por lo que aparece de ese modo en nuestro libro. Lo reestabiliza como un personaje de un intenso poder, un personaje dispuesto a dejarse matar, torturar y todo eso. Es muy intenso.

WIZARD: Obviamente tú sólo escribes un título-X, pero parece como si todo el equipo de la franquicia, incluso los anteriores, os habéis unido para trabajar sobre el status quo en el que quedamos tras Dinastía de M. Parece como si Complejo de Mesías os hubiera dado la oportunidad de reinventar toda la línea sobre sus propios términos, más bien tenéis un grupo nuevo para reinventar.

BRUBAKER: Era parte de ellos. Hay algunos nuevos chicos van a llegar, pero me gusta para qué ha usado Axel este crossover, que era una de las cosas planeadas antes de que él llagara al equipo de planificación. Es como un camino para destruir todo y levantarse del suelo y decir “¿A dónde vamos? ¿Cuáles son estos libros? ¿Y porqué es importante que cada uno de ellos exista?” A veces tienes una franquicia, y toneladas de libros, y no hay ninguna razón para que haya cuatro libros de Batman, de Superman o de Spider-Man. No son tan diferentes los unos de los otros. Era el objetivo principal por el que cada comic debía preservar su propia razón de existencia.
Afortunadamente para mi, Patrulla-X es el único en el que conviven la mayoría de personajes principales, y si quieres leer sobre estos personajes y lo que les ocurre, tienes que leer ese libro. No vas a tener mucho a Emma, Cíclope, Lobezno, Rondador Nocturno, Coloso y Ángel en otros comics. Tienes algunos en X-Force. Pero la razón por la que disfruto de Patrulla-X como un crío es porque la gente va y viene en él. Si quieres usar algún personaje para un par de números para resaltarlos o dar algún giro a la trama, puedes usarlos.

WIZARD: Hablemos de tu reparto. Nos traes de vuelta a Coloso por primera vez desde que regresara en Astonishing. ¿Es uno de esos que querías tener en tu equipo?

BRUBAKER: Oh, sí. Quise conseguir tantos personajes del núcleo de New X-Men como pudiera. Traemos muchos aspectos extraños al libro también, pero lo que de verdad quise, fue tener a Rondador Nocturno, Coloso, Ángel, Cíclope y Emma. Y a Lobezno, naturalmente. Está en todas partes (risas). Quería tener un grupo guapo, un grupo compacto formado por los personajes con los que crecí leyendo. Probablemente usemos a Tormenta aquí, porque tiene mucha materia que aportar.
Coloso está en Complejo de Mesías. Es un pequeño error ya que los números de Astonishing han tardado mucho tiempo en salir. Ahora saldrá el número Gigante, por lo que estamos con un juego de malabares porque no quiero pisar a Joss, como fan. Adoro a esos tipos, y me gusta el libro. Tienen suerte de tener tanto talento (risas).

WIZARD: Con ese reparto de la vieja escuela que has reunido, estas haciendo historias de la vieja escuela, y me comentaste una vez que es una de las mejores cosas que te han podido pasar en la franquicia, ¿no?

BRUBAKER: Sí, estoy totalmente loco. Mandé a Fraction la portada del tercer número, y me dijo que si trabajase conmigo en el comic, todo el mundo lo culparía (risas). Lo más increíble de los X-Men es que esta loca aventura sobre los mutantes, es la más pura alegoría a ser un friky. Es tener todas esas cosas que hacen que todo adolescente se sienta raro. Hay un sentimiento de S.E. Hinton debajo de todo esto, pero también hay romance y algo de telenovela. Yo quería jugar con esto.
Llevo esperando empezar con esto desde que empecé en el comic, pero no podía en gran medida. Tenía al equipo en el espacio, pero una vez que volvimos a la Tierra e hice “Los extremistas”, podía empezar el trabajo preliminar para Complejo de Mesías y eso vino antes de saber lo que vendría después del crossover. Por fin podría escribir a los personajes principales. Y después de eso esperaba poder contar con el núcleo del equipo en mi grupo porque son los personajes con los que crecí leyendo, y si iba a escribir a los X-Men quería tener a Cíclope, Ángel y Coloso.
No sé por qué me gusta tanto Ángel. Si tuviera que tomar un solo poder de los X-Men sería el de Ángel porque puede volar. A veces puede ser un rollazo tener alas, como cuando intentas dormir, pero siempre he pensado que debe ser increíble ver a Ángel volando sobre la ciudad. Siempre he querido experimentar con el elemento telenovela, es un culebrón chiflado. Todas las novelas tienen su punto de locura. Si las ves durante un par de semanas, veras gente con parches en el ojo y gente siendo empujada a la muerte, y si al día siguiente vuelves a verla aún están al borde de la muerte. Solo hay algo de locura en las series actuales, pero en los X-Men siempre han estado locos: “Bien, parece que los X-Men no tienen mucho trabajo ahora, por lo que voy a volver a Irlanda al castillo que mi abuelo construyó”, entonces llegan, y resulta que los malos viven allí. Es así de confuso. Puedes hacer ese tipo de cosas con este grupo porque son más importantes los personajes que la historia. Siempre ha sido así.
Quise hacer una historia con tres o cuatro argumentos que siguieran a personaje diferentes, y así romperíamos el equipo: Lobezno, Coloso y Rondador Nocturno viajando por Europa en un tren divirtiéndose juntos. Lobezno sigue haciéndole trastadas a Rondador Nocturno y metiéndose en peleas de bares. Cíclope y Emma se marchan solos de vacaciones para aprovechar la intimidad, pero Ángel los interrumpirá con una llamada porque algo loco está pasando. Es una de esas cosas que no parecen muy centradas en principio, pero que están muy planeadas. Casi parece una broma en el primer número, pero empieza a entreverse el argumento al final del segundo. De repente te das cuenta que no era una broma, y que todo está bien sujeto en el número tres. Estoy encantado de que a Axel le guste. Es genial porque no sabía si le iba a gustar a alguien. “Bueno, me estoy divirtiendo” (risas). Eso es siempre lo mejor, cuando te diviertes haciendo un comic.

WIZARD: La impresión que se tuvo cuando se oyó todo esto es que iban a ser historias independientes, pero suena como si fuera a ser una historia en cinco partes.

BRUBAKER: No son historias independientes. Hay un arco de cinco números, acabamos de conseguir un gran hilo de argumento. Hay muchos personajes diferentes, pero el argumento los traerá juntos al final. Hay un montón de hombres-X con un montón de historias. Pero es la misma historia aunque pienses que no están en el mismo lugar, aunque en principio no haya sentido. No son historias independientes. Eso es demasiado difícil de hacer (risas).

WIZARD: Dijiste que había piezas en “Los extremistas” que estabas recolocando, y una gran pieza es que Magneto está… en alguna parte. ¿Algún comentario sobre si saldrá pronto?

BRUBAKER: Hay un plan para Magneto en marcha. Será usado en X-Men: Legado, y también en Patrulla-X. Estaba el boceto preliminar de Complejo de Mesías y su regreso. Creo que la gente pensó que en “Los extremistas” tendrían más de Magneto de lo que en realidad fue, pero para mi siempre fue una forma de desviar la atención, y el giro que le dimos al final fue descubrir que en realidad no había sido desposeído de sus poderes. Sólo fingía. Tiene sus poderes desde aquel número de los Vengadores, y dejaré que sea Bendis el que explique cómo funciona eso (risas).Creo que sólo tienes que gritar “¡Xorn!”, y tus poderes vuelven.

WIZARD: Trabajarás con Mike Choi en estos cinco números…

BRUBAKER: ¡Oh, sí! Su material es fenomenal. Pero es gracioso, porque todo el mundo dice que es genial, y Mike lo es, pero tío… gran parte se lo debe a su colorista Sonia Oback. Ves los dibujos a lápiz y dices “Wow, ¡es increíble!”. Luego ves las páginas coloreadas y… “Oh, ¡Dios mió!” (Risas). Son el equipo perfecto. Da un poco de miedo lo buenos que son, y ellos no saben lo buenos que son. Eso siempre es un plus. Hemos estado esperando hasta tenerlo en un comic de los X-Men durante mucho tiempo, y estoy realmente emocionado al ver cómo afronta los números que vienen donde hay mucha más acción porque es muy bueno dibujando acción coreografiada con mucha gente.
Se está divirtiendo mucho con el comic. Cuando veas la portada del tercer número lo vas a flipar. Es como un póster de película de los 60. Le envié un par de pósters de películas hippies de los 60 como referencia y le dije “Dibuja a los X-Men como hippies de los 60, con un fondo psicodélico” y él y Sonia se volvieron locos. Aquí es cuando Fraction entró “Tío, si vamos a escribir juntos este número, todo el mundo pensará que fue mi idea” y le dije “Sí, lo sé” (risas). Le envié la portada a Warren Ellis, y fue algo así como “¿Qué coño estáis haciendo”? (risas).
Estar pasándomelo tan bien con los X-Men es genial. Obviamente debe serlo, pero es que hay veces que ves a los X-Men como una carga porque tienen mucha historia detrás y mucha expectación por parte de sus fans.

WIZARD: Una última cosa sobre la que te tengo que preguntar es que cuando miras este arco de cinco números, el siguiente número que hay es el 500. ¿Qué pasa con eso?

BRUBAKER: Todo lo que puedo decir por ahora es que al comienzo del número 500, no vivirán en Westchester por más tiempo. (Risas).


3 Comentarios:

Pater dijo...

bah, por mucho ke muevan y remuevan, al final todo seguirá igual
y estoy de Magneto hasta los mismísimos! XD

saludos^^

katnatek@blogdrake.net dijo...

Espero que es de que es el Capitán América de los mutuantes no implique que lo quiere matar (Ya sabes que eso le encanta a este señor)

Worbbitt dijo...

Interés tengo por ver lo que hace Brubaker al frente de los mutantes con la libertad de ser el que lleva la batuta principal. Su "Auge y Caída del Imperio Sh´iar" me gusto bastante, sus Extremistas no tanto. Quizas fuese porque en la segunda estaba más atado a las otras series. Ahora sera cuando de verdad se vea de lo que es capaz.

Template by:

Free Blog Templates